Doble Ironman, al detalle

GORKA FIUZA.- Minuto a minuto del doble Ironman realizado por Ricardo Abad durante más de 26 horas consecutivas entre el jueves 31 de octubre y viernes 1 de noviembre. Una gesta que analizaba así en una entrevista publicada en esta web horas antes de afrontar el reto. Con estas dos pruebas seguidas, el tafallés se sitúa con 44 Ironman completados este año. A lo largo de más de un día realizando deporte sin descanso, Riki pasa por momentos de dificultad que relata en primera persona. Ambos Ironman los realiza por la Cuenca de Pamplona, hasta llegar a Santacara, Tafalla o Puente la Reina entre otros hasta firmar, en total, 7,6 km de natación, 360 km en bicicleta y 84,4 km de marcha a pie.

Primer Ironman: jueves 31 de octubre 20:30h – viernes 1 de noviembre 8:33h

20:30h. Ricardo Abad se lanza a la piscina de Oberena. Concretamente, marcha por la calle cuatro. “A buen ritmo, muy ágil, aunque no es lo mismo meterse en la piscina sabiendo que no va a ser la única vez que vas a estar en el agua”, según indica el protagonista.

Abad se dispone a salir del agua tras completar el recorrido de la natación en el Ironman número 42 en Santander. Ivana Gutiérrez.

Abad se dispone a salir del agua tras completar el recorrido de la natación en el Ironman número 42 en Santander. Ivana Gutiérrez.

21:35h. Concluye la natación y, tras cambiarse de ropa, comienza la segunda parte del primer Ironman. Riki se sube a la bicicleta y toma dirección Tafalla “con buenas sensaciones y en buenas condiciones musculares”.

23:00h. Deja atrás Tafalla, su localidad, y se acerca a Santacara donde realiza tres vueltas al circuito del Monasterio de la Oliva (Santacara-Carcastillo-Santacara). Una zona “bastante tranquila”. Riki va acompañado de un coche que va tomando imágenes y como apoyo.

00:10h. Parada a comer de diez minutos. La noche es “perfecta, no hace apenas viento, la temperatura es fría con unos 10 grados pero sin viento se rueda muy bien”. Después de completar el circuito, Abad vuelve a hacer el mismo recorrido en sentido inverso hasta llegar a Pamplona.

03:45h. Finaliza la bicicleta en las instalaciones de Oberena parando el tiempo en algo más de seis horas sobre la bicicleta. “La noche resulta más llevadera de lo que pensaba porque hacía tiempo que no rodaba por la noche en bicicleta”, indica Ricardo. Allí, en Oberena, se quita el maillot, se calza las zapatillas y se dispone a afrontar la maratón que pondrá fin al primer Ironman.

4:00h. Empieza la maratón junto con dos compañeros. Se encuentra “un poco destemplado” y le cuesta ponerse en marcha. Comienzan las cuatro vueltas alrededor de Mutilva y con el paso de los kilómetros mejora su estado físico: “Me encuentro muy bien, además perfectamente acompañado. Es bastante llevadero”.

8:33h. Cuatro horas y media más tarde Ricardo Abad termina el primer Ironman con un tiempo de 12 horas y 3 minutos. Concluye en las instalaciones de Oberena escudado por varios compañeros que se han ido sumando en las primeras horas de la mañana. Se cambia de ropa y aprovecha para tomar un café con el objetivo de entrar en calor.

Segundo Ironman, viernes 1 de noviembre: 9:00h – 23:12h

9:00h. Arranca el segundo Ironman de nuevo en la piscina de Oberena. “Los primeros metros en la piscina son brutales. Pensar que todavía queda otro Ironman por delante… Crees que esto no va a terminar nunca. Se hace muy largo”, relata Riki.  Además comienzan a aparecer síntomas de gran cansancio: “En ese momento te entra el sueño, se me cierran los ojos hasta el punto que golpeo el borde de la piscina con los brazos. Me cuesta ponerme en marcha porque el cuerpo está muy destemplado“.

10:20h. Sale de la piscina más motivado y mejorando físicamente. Después del habitual cambio de indumentaria comienza el tramo de los 180 km en bicicleta. Abad describe la primera hora como “muy dura” pensando incluso hasta en abandonar el reto: “Pienso en irme para casa porque camino hacia Puente la Reina me duermo por la falta de fuerzas”.

Ricardo Abad dirigiéndose en bicicleta hacia las Bardenas Reales de Navarra en la segunda parte de la prueba del Ironman 41. Juantxo Pagola.

Ricardo Abad dirigiéndose en bicicleta hacia las Bardenas Reales de Navarra en la segunda parte de la prueba del Ironman 41. Juantxo Pagola.

12:00h. “Es como si me hubiesen cambiado el cuerpo”, así describe el tafallés sus sensaciones después de superar ese momento crítico: “¿Cómo es posible esto? Vuelve la fuerza a las piernas, pedaleo a gusto e incluso me levanto de la bicicleta”. Gracias a esa energía positiva “ahí veo realmente que puedo ser capaz de termina el reto”, más si cabe “después de haber pasado momentos delicados”.

16:00h. Bajo la lluvia, Ricardo Abad se aproxima a Pamplona en los últimos kilómetros antes de iniciar la maratón, momento en el que vuelve a sufrir otra situación complicada. Lleva 19 horas y media de reto: “En la sexta hora encima de la bicicleta, se produce otro bajón de sueño, como un destemple que hace que vea todo un poco más negro”.

17:45h. Concluye el tramo de la bicicleta en algo más de siete horas. De nuevo en Oberena se prepara para la última parte del doble Ironman: la segunda maratón. Una carrera que parte desde la Vuelta del Castillo con un comienzo “muy bueno, corriendo muy rápido”.

Cara de cansancio de Ricardo Abad durante el tramo de la maratón del Ironman 42 en Santander. Ivana Gutiérrez.

Cara de cansancio de Ricardo Abad durante el tramo de la maratón del Ironman 42 en Santander. Ivana Gutiérrez.

19:30h. Ricardo Abad sigue dando vueltas alrededor de la Vuelta del Castillo en Pamplona. Llega el kilómetro 13 de la maratón. Riki sufre “un gran bajón”, sobre todo de alimentación: “Había planificado mal el tema de las comidas, hay que preparar mejor un esfuerzo tan importante. Son errores que siempre cometes. Después de comer algo me recupero pero no del todo”.

22:00h. Kilómetro 35 de la segunda y última maratón y Abad vuelve a pasar un momento delicado debido a la mala planificación, a lo que hay que añadir la dureza de la prueba: “Los últimos siete kilómetros son matadores. Voy sin fuerzas, paro un poco para caminar pero algo dentro de lo normal”. Va acompañado por varios corredores que se han ido sumando a la marcha.

23:12h. Casi cinco horas de maratón ponen punto y final al doble Ironman de Ricardo Abad, el segundo de ellos con un tiempo final de 14 horas y 12 minutos. En total, el tiempo que emplea para el reto es de  26 horas y 15 minutos.

Ricardo Abad completa el reto del doble Ironman en el tiempo establecido en sus previsiones: unas 26 horas. La ruta durante la noche resulta más llevadera de lo esperado pero atraviesa tres momentos especialmente críticos. Todos ellos durante la segunda prueba y en cada una de las tres disciplinas. Sobre todo en la bicicleta, ya que se le pasa por la cabeza abandonar el reto. Finalmente, termina en la Vuelta de Castillo de Pamplona en un tramo final de maratón, cuyos kilómetros finales son “matadores”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s