Begoña Aranguren: “Los padres tienen que sacar el máximo partido de sus hijos y ver todo lo que pueden hacer”

ROCIO DEL PRADO.- Begoña Aranguren es profesora de Teatro y Maquillaje de la Fundación Atena desde hace 8 años. Su amplia trayectoria en la Fundación le ha llevado a establecer un contacto muy cercano con sus alumnos, de los que confiesa, aprende algo nuevo cada día. Aunque en su trabajo se necesita mucha paciencia, Begoña disfruta con las clases de Teatro donde, según explica, mezcla arte y pedagogía para ayudar a sus alumnos a aumentar su autoestima a través de la interpretación de escenas de la vida cotidiana. Begoña cree que las personas con discapacidades están infravaloradas hoy en día y anima a los padres a que no se dejen llevar por las limitaciones de sus hijos sin olvidarse de todo lo que son capaces de hacer: “Muchos se sorprenderían”.

  • “En clase mezclamos arte y pedagogía, utilizamos el arte para conseguir los objetivos pedagógicos como trabajar la autoestima o la confianza en ellos mismos”
  • “Si he tenido un mal día, no puedo estar triste o apagada porque tengo que motivar a mis alumnos. Al final son ellos los que te contagian su alegría”
  • “Los padres tendrán que intentar sacar el máximo partido a sus hijos y ver lo que realmente pueden hacer, luego se soprenden”

¿Cuál es tu papel en Atena?

Doy clase de Teatro y Maquillaje y me ocupo de todo lo relacionado con la comunicación con los alumnos. Por ejemplo si viene algún alumno con dificultades en el lenguaje me encargo de elaborar pictogramas o diferentes apoyos visuales, como un calendario para los cumpleaños, fotos en los vestuarios y cosas así.

¿Cómo ha sido tu trayectoria profesional?

Empecé de voluntaria porque me gustaba mucho dibujar y pintar. Estudié la carrera de Magisterio y Educación Especial en Salamanca. Cuando llegué a Navarra creo que fue en Internet donde vi que en la Fundación Atena se enseñaba a personas con discapacidad con clases de maquillaje, pintura, etc. Me sorprendió tanto que vine de voluntaria hace ocho años y hace siete empecé como profesora de apoyo y me quedé.

¿Podrías explicarnos cómo es una clase normal en Atena?

En clase mezclamos arte y pedagogía, utilizamos el arte para conseguir objetivos pedagógicos como trabajar la autoestima o la confianza en ellos mismos. Por ejemplo, en una clase de Teatro les puedes enseñar a defenderse y así van a ser más confiados y adquieran nuevas habilidades.

¿Qué aprendes tú de los alumnos?

Aprendo un montón, sobre todo de actitud. En clase aprendes a diario a valorar las cosas o hay aspectos a los que ellos no le dan importancia y nosotros sí. También el estado de ánimo te cambia cuando llegas aquí. Si tengo que dar una clase de Teatro y he tenido un mal día, no puedo estar triste o apagada porque tienes que motivar a tus alumnos. Al final son ellos los que te contagian su alegría y te olvidas un poco de tí.

¿Qué consejo le darías a los padres?

Les diría que sus hijos no vienen a Atena a jugar sino que vienen a aprender. Yo creo que muchas veces se infravalora mucho a las  personas con discapacidad. También les aconsejo que no partan de la discapacidad, que todos tenemos nuestras propias limitaciones. Tendrán que intentar sacar el máximo partido a sus hijos y ver lo que realmente pueden hacer, porque luegon se soprenden.

Colabora con 1 euro al mes con Atena y visita su página de Facebook y Twitter

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s