Hacerse donante de médula ósea, imagen a imagen

CLAUDIA SORBET.- La función de la médula ósea es producir los tres tipos de células de la sangre: células rojas o  hematíes, células blancas o leucocitos, y plaquetas. Cuando se da una producción excesiva, insuficiente o anómala de algunas de estas células, tienen lugar enfermedades que sólo pueden ser curadas o disminuidas mediante el trasplante de médula ósea. Entre ellas destaca la leucemia, con un número de 4.000 casos diagnosticados en España al año. Del mismo modo son destacables los linfomas.

Para aumentar las oportunidades de estos pacientes, solo necesitas dedicar un poco de tu tiempo a donar médula ósea, sin ningún tipo de riesgo, ya que la donación es un proceso prácticamente indoloro que debe cumplir la doble garantía de no perjudicar ni al donante, ni al receptor.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s